Hola a todos,

Que tenemos poco tiempo para cosas que son tan necesarias y muy saludables como es darse un masaje (ya sea relajante, de descarga muscular, drenaje linfático o reflexología podal) lo sabemos todos.

Por eso en Escucho y Masajeo escribimos este post que hemos titulado: Cómo darse un masaje uno mismo en los trayectos que hacemos a lo largo del día en el transporte (metro, autobús, etc…)

Algunos de nosotros ya lo hemos llevado a cabo y os hablamos por experiencia.

Una compañera nuestra nos dice: “El pasado lunes tenía un dolor muy fuerte de cabeza, tenía un día muy duro, iba a un curso, tenía trabajo para ir a domicilio a dar varios masajes…por lo que no podía ir a darme un masaje.

PASO 1: Y ¿qué hice? pues en el propio transporte público empecé a masajearme yo misma la cabeza, me presionaba en los puntos de dolor, me pasaba los dedos por las sienes, por encima de las cejas, también cogía mis mejillas e intentaba llegar a tocar el hueso.

-Esto me aliviaba, aunque también era un poco doloroso (podría decirse que es un dolor gustoso, o como dice una clienta nuestra a la que tenemos muchísimo cariño: “un jode mola”).

PASO 2: En la articulación temporomandibular (atm) también presionaba por unos momentos y eso hacía que me repercutiera por toda la cabeza, como si hubiera conexiones entre cabeza, orejas, oídos, mandíbula, cuello, ojos…

PASO 3: Sin olvidarme de presionar por la nuca los músculos que unen nuestra cabeza a nuestro cuerpo; al igual que el occipital que le tenemos detrás de la cabeza, arriba del cuello, un hueso que se nos suele congestionar y si apretamos nos alivia y se nos descarga muchísimo. Lo que hará que nos sintamos más aliviados. El occipital es generador de migrañas y dolores de cabeza, por lo que si le tratamos podremos aliviar esos dolores en gran medida.

Y al día siguiente mi dolor de cabeza era más soportable”.

La experiencia y consejos de nuestra compañera nos ha servido de gran ayuda y lo llevamos a la práctica nosotros mismos.

Esperamos que sea de gran ayuda.

Seguimos en contacto.

Y recordad: el masaje alivia la mente, el cuerpo y el alma.

Fdo: el equipo de Escucho y Masajeo

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR